Acceso a servicios integrales de salud de personas con habilidades especiales

 

Más de 700 personas con habilidades especiales del distrito de Villa María del Triunfo (Lima) fueron beneficiadas gracias a un proyecto, que buscó mejorar su situación, reforzando el acceso a servicios integrales de salud e incorporándolas al desarrollo económico local y a redes de apoyo.

El acceso a servicios de salud, educación y socialización permitieron la defensa de sus derechos y una mejor calidad de vida.

Este trabajo, establecido a través de la alianza PROPOLI (Comunidad Europea) e INPPARES, generó sinergia entre las organizaciones del gobierno local y los servicios del Ministerio de Salud, para mejorar la situación de esta población.

Mediante un convenio establecido con la clínica MEDISOL, ubicada en ese distrito, se atendió a la población beneficiaria en servicios integrales de salud, con énfasis en salud sexual y salud reproductiva, medicina general, psicología y servicios de ayuda diagnóstica. Se efectuaron coordinaciones con organizaciones públicas y privadas de salud para la referencia de algunos casos.

Para brindar facilidades de acceso de este público, se realizaron adaptaciones arquitectónicas en el servicio médico, de acuerdo a sus necesidades y con un enfoque de integración e inclusión.

En relación a la generación de recursos económicos para su desarrollo, se programó la capacitación de un grupo de pobladores - profesionales o técnicos - quienes se desempeñaron como educadores comunitarios de un grupo conformado por 5 a 10 beneficiaros de su zona de vivienda. Estos educadores se capacitaron en el curso Mejorando mi Calidad de Vida, que incluyó módulos de salud y cultura emprendedora, para luego realizar la réplica en su equipo de beneficiarios ya constituido.

El aspecto educativo también formó parte de esta iniciativa, por lo que los y las jóvenes (hasta los 24 años) accedieron a becas formativas de apoyo a la continuación o finalización de sus estudios, también previamente calificadas por un jurado. Cada beca consistente en una determinada cantidad de dinero se destinó a personas en condiciones de extrema pobreza.

Se promovió la Asociación de Personas con Habilidades Diferentes, recibiendo los beneficiarios del proyecto información sobre las entidades existentes en que podrían agruparse. Asimismo, se organizó a la población en siete comités zonales del distrito, registrándose alrededor de 1005 personas.

La experiencia se ha transferido a las organizaciones de personas con habilidades especiales, quienes en forma autofinanciada asegurarán la continuidad de los servicios y la contribución a su mejor calidad de vida.

 
  • Agencia Donante: Comunicación Europea - PROPOLI
  • Año: 2006